miércoles, 27 de abril de 2016

LA PAC Y FRANZ KAFKA.


    Cuando escribí lo anterior sobre la Política Agraria Común, no suponía el laberinto kafkiano que habríamos de recorrer. En mi ingenuidad comencé a luchar contra el injusto absurdo. Imposible narrarles todo nuestro recorrido, al que hemos dedicado, horas, mañanas, tardes,  visitas, viajes, sin fin de llamadas telefónicas con sus contestadores automáticos, le atiende fulanita, le paso,  pi, pi, pi, no lo coge...

    Este era el primer año en que mi hijo se iba a ocupar de solicitar las ayudas de la PAC. Cuando le surgieron dificultades, nuevas y desconocidas para él, me llamó: primera mañana en Caja Rural. Comienzo de los recorridos, por ambos de la "ceca a la meca".

   En base a esos "Derechos de Pago único", repartido su importe en euros entre las superficies declaradas en 2013-1015, han asignado a cada perceptor, unos nuevos "Derechos de Pago Básico", tantos como hectáreas, diferenciando, y con un valor tres veces mayor los de regadío que los de secano. Por ellos, y por ciertos cultivos, se van a conceder las nuevas ayudas.

     Resulta que, a nuestro hijo, le sale más dinero, que hectáreas reales en secano. No le cuadra. ¿Qué pasa? Entra César en la asignación de los nuevos derechos P.B., lo imprime: pues que le han asignado 22'24 derechos de regadío. ¿De dónde salen? Pues 14 de una parcela que hemos traído tres años en aparcería, como secano puro y duro, un año de barbecho, realizando un subsolado muy profundo, porque era impermeable, y que nos costó un pastón, pero que en el SIGPAC  (un dios poderoso al que todos invocan y nadie sabe, yo ya sí, en qué cielo mora) figura como de regadío.. Los otros 6'24  de un regadío de verdad, el nuestro de toda la vida en la carretera de Villamayor.

    Como esa parcela, los propietarios, la han vendido a otro agricultor, y de mutuo acuerdo con éste se la habíamos y hemos dejado, ya no la puede poner mi hijo en su solicitud. Por lo tanto, si no pone 14 hectáreas de regadío, las que sean y donde sean, dentro de la "región" 1601 (se olviden del concepto de región, Cuenca del Duero, Campiña Andaluza, Valle de Arán o Andorra la Vieja. ¡No!: la 1601 son trozos de comarcas naturales repartidos por toda España) no puede cobrar por esos derechos. Ello le supondría una pérdida de tres mil y mucho pico de euros anuales.

     Solución que nos da César, en la Rural, y Pedro, en la antigua Extensión Agraria (ahora se llama Unidad de no sé qué): o vendéis esos derechos o arrendáis 14 hectáreas de regadío.

     Insisto, insisto e insisto: pero si esa parcela, la 845 de las narices, ni es regadío, ni dios que lo fundó. En la 844, lindero de al lado hay un pozo, sin bomba, ni motor, ni un tubo, y que dejó de utilizarse hace muchos años. Todavía esa podrían catalogarla de regadío (en cambio está de secano) Pues que desaparezca la 845 como de regadío  en los papeles.

     IMPOSIBLE: En el SIGPAC (Sístema de Identificación Geográfica de Parcelas Agrícolas Catastrales, cuyo ojo lo ve todo desde el cielo y saca fotos) aparece como de regadío.

     ¡Pero coño!: que venga un Inspector y lo vea. No señor. lo que diga el SIGPAC va a misa.

     No me resigno. Comienza nuestra batalla contra los kafkianos gigantes de la burocracia.

     Como en los cuentos del "Guerrero del Antifaz" y, s.D.q., continuará. Lo que me falta es jugoso e informativo. Puede resultar de provecho para algunos "afectados". Ya les advierto que, como suele suceder, cuando se defiende lo justo, la lucha va a obtener su recompensa, y, qué a gusto cuando sucede, aunque entretanto, tela...