sábado, 19 de agosto de 2017

INFORMANDO Y REFLEXIONANDO.SOBRE LA TRACA FINAL.


     En estos momentos en que  La Opinión el Correo de Zamora, no sé si obedeciendo órdenes, ha decretado el apagón informativo sobre las fiestas de Villalpando, con lo mucho que hay para informar de ayer  y anteayer, que he ido y continuaré contando; con toda la situación que se vive en el pueblo, se hace muy necesario que esta voz independiente, a la que intentaron acallar, cumpla con el sagrado deber de la información veraz.

    Ahora me acaban de informar que  los dueños de las "rancheras", forasteros, una verde y otra colorada (¿dónde estaban los de la blanca de la antigua "organización pisalfalfas"?) desde las que se enmaromó a los dos novillos del encierro para echarlos al camión, lo hicieron, no por voluntad propia, sino  a petición de la Guardia Civil, cuando los novillos llevaban ya mucho tiempo parados sin nadie que se les acercara.

    ¡Bien! la capea de la tarde noche de ayer, cuando se sueltan todas las reses supervivientes. (Los dos novillos de los recortes se los llevaron al acabar ese festejo. No los dejaron para el encierro, como decían, también se llevaron los dos novillos de ese encierro vespertino del día catorce, e igualmente los del encierro de ayer, y el de "la juventud". Información de fuente municipal). Pues ese festejo, un absoluto aburrimiento, salvo el morbo, de saber qué iba a pasar con su recogida, con su encierro en los toriles.

     Bien pronto se visualizó que un grupo numeroso de personas, punta del iceberg del rechazo entre la mayoría de los residentes a la situaciòn política del pueblo, iban, como acto de protesta, a intentar que se prolongara el festejo, que la manada estuviera en la plaza hasta que ellos quisieran, como ocurrió.

    Sobre las nueve y media, estuve conversando durante mucho rato, con la médico, Jefa del Equipo Sanitario de Emergencias, una otorrino del Hospìtal Clínico de Valladolid, en el bar de Pedro. En sus papeles ponía que la duración del festejo sería de dos horas, de las diecinueve a las veintiuna. Cuando la dejé, ya sobrepasaba en una hora dicha duración. A estos sanitarios fue a quienes hicieron la puñeta.

    Caían los minutos. La noche se echó encima. Tres o cuatro "colaboraban" para bajarlos, pero a la puerta del "Sombrerero", hoy de Marga y sus hijos, en la entrada a la calle,  el tapón de opositores, los espantaba. Los tres "colaboradores" se cansaron. Recurso al tractor-valla. El mismo resultado.

     En una ocasión, puede cerca de las once, la manada enfiló la calle, pero parece ser que, al final del recorrido, otro la espantaba para arriba. Como encontraban abierta la puerta (el empleado municipal la cerraba pero los de la protesta la abrían), vuelta a entrar en la plaza y quedarse en el medio, sin que ya nadie los molestara. El empleado del tractor lo aparcó y subió al Ayuntamiento. Suponemos que a decirlo.

     El Sargento de la Guardía Civil, con dos números, intentaba convencer a los de la protesta, para que dejaran encerrar "al ganao". Éstos, entre ellos alguna mujer, le manifestaban reproches y descontento.

       Hablé muy cordialmente con este señor. Escuché sus razonamientos. Reconocí que ellos cumplían con su deber. Elogié que no adoptaran una postura de fuerza, dado lo tenso de la situación en el pueblo, y  que por parte de la "organización" municipal en el festejo, se incumplía el Reglamento Taurino. Por ej.: la nula actuación,. incluso la ausencia del Director de Lidía en algunos festejos; la inexistencia de tres "colaboradores" identificados con brazalete rojo, lo que les daría un rango de autoridad. Igual en el encierro campero: Un Jefe de campo, identificado y a caballo y tres colaboradores. Me contestó que de todas esos incumplimientos ya habían tomado nota para trasladarlos a la superioridad.

      ¡Claro!: cuando todo el pueblo sabe que la crisis política municipal surge por el hartazgo de tres concejales del grupo de gobierno de que quien mande sea un "asesor" (de momento, están presionando mucho para que haya dimisiones y corra la lista)  no concejal, y que sea que ese mismo "asesor" quien todo lo sigue dirigiendo, sin ningún pudor, móvil en oreja, a la vista todo el mundo en la plaza (y sin el brazalete distintivo, con el que salíó del vino con el Alberto de Castro), ayuda a crispar más la situación.

    ¡Bueno!: ya a última hora, casi desierta la plaza, encendidos los fuegos artificiales, una sirena, y tres voluntarios , intentaron en vano espantar los toros.

    A las once y media llegué a casa. A primera hora de la mañana, unos jóvenes noctámbulos, me han informado de que, cumplido su objetivo de protesta pacífica, cerca de las doce de la noche los opositores, dejaron salir y se guardaron las reses en los toriles, donde permanecerán tranquilas, pobrecitas, hasta que mañana noche, las carguen para el matadero.

    Las fiestas han terminado pero la herida de la crisis política municipal sigue más abierta que nunca y sangrando.

     ¿Quién y cómo aplicará la cirugía?
 

viernes, 18 de agosto de 2017

ASÍ VA LA FIESTA.


   Cierto que cada uno cuenta la feria según le va en ella. Desde mi punto de vista subjetivo les puedo asegurar que estoy viviendo unas fiestas tranquilas y felices, solo un día, el 16, he dejado de ir a la huerta. Estoy conviviendo mucho, que es lo que me encanta.

    Por otra parte, al escuchar en la radio y leer ahora la prensa, lo sucedido en Cataluña, se me quitan un poco las ganas de hablar de este pequeño pueblo, uno de tantos miles como pueblan la geografía española. Pero claro: este es nuestro universo. De ahí mi afición a informar del mismo.

                                                    -----------------------------

    TORO DE LA JUVENTUD: Impresionante. Ver de cerca un bicho así, un morlaco de más de cincuenta arrobas, imponía.  Como dentro del soportal no se veía, cometí, creo la temeridad, de andar por fuera, hasta que, después de la cogida, producida muy cerca de donde yo estaba, obedecí a una amiga, que, con razón, sentía miedo por mí, y volví al soportal.

    El ambiente de la plaza era espectacular, el de las grandes tardes, lleno hasta los balcones del ayuntamiento.

   El toro del cajón salió del cajón imponiendo, llenando la plaza de emoción, de miedo. Algunos muchachos se atrevían con algún corte lejano, pero ni una capa, hasta que lo citó Diego Luna y lo pegó unos capotazos de mucho mérito, que  ponerse delante de una fiera así, ya lo tiene. ¡Mira que me pareció ver a su abuelo Manolo aplaudir desde el cielo..! No era para menos: estaba honrando su  memoria, y la de Ángel Guaza, "El Nono", José Luis Lobato, Luis "Currero", Pedro Cepeda, Paquito Guardiola. los Villasante.. Estaba honrando el villalpandinismo taurino de siempre.

    Luego la cogida, al subir a la talanquera a un muchacho descendiente de Revellinos, de vacaciones en el pueblo. Cornalón impresionante a lo largo de la pierna izquierda. Según lo llevaban entre cuatro iba dejando un reguero de sangre por el soportal. Inmediatamente a Zamora. "Derecho a quirófano" dijo el médico.

    La verdad es que el toro de cajón, unos treinta y cinco minutos en la plaza, supo a poco. Puede que por prudencia lo retiraran más pronto.

   Unos veinte minutos tardó en aparecer otro novilla en la plaza, y lo hizo "el colorao, ojo perdiz", bravo, bravo, astifino que ya habíamos visto el quince por la tarde y que sabe latín.

    Se puso a torearlo un muchacho de Villafrechós,  a quien creo llaman "Yuspi", que quiere ser torero, y arte y valor no le faltan. Al tercer pase se fue a por él y lo cazó: cornada en el bajo tórax, rasgonazo largo parece ser no profundo. Llevaba ancha venda alrededor del tronco. Iba sereno y tranquilo. Se brindó a acompañarle la esposa de "Jose" Badás, éste es primo carnal de la madre del chico. Angelita, la madre de "Jose" es hermana de Emilia, abuela materna del muchacho.

    Todavía me dura el afecto con esa familia de los abuelos maternos Isaac Áres y Emilia Martín, Emilita, la madre, e Isacito.

    A éste lo trasladaron en ambulancia a Valladolid. Como nos quedamos sin ambulancias, por megafonía nos anunciaron que, por ese motivo, se suspendía el festejo. Pero no se suspendió, porque el "colorao" siguió en la plaza, enchulaó, dueño de la situación, más de una hora. Tuvieron que recurrir al vergonzoso tractor al que el bicho arremetía.

    El comentario general es, ¿para qué está el Director de Lidia? No le hemos visto un detalle. Estos años atrás, Diego, sin que le pagaran por ello, a punta de capote, sacaba los novillos de la plaza, como hacen los subalternos para poner a los toros en suerte. Eso, de inmediato, debió haber hecho ayer el "Director de Lidia".

                                                  ---------------------------------------

     El encierro de hace un rato:  como la suelta re retrasó media hora, llegué a tiempo. Precioso el espectáculo: Habría mil vehículos, apenas dos o tres tractores, y todos en dos filas, a mucha distancia entre sí, y del camión. Como todos quietos,ni un polvo. Saltó primero otro "colorao" como una bala, apenas podían seguirle los caballos; como a los dos minutos, otro negro igual de rápido.

    Me pasaron muy cerca. Cuando se disipó un poco la polvareda, y obtuve visibilidad, me marché a la huerta a por mercancía. A la vuelta, aún llegué a tiempo de ver como cargaron al negro cerca de Quintanilla del Olmo, cuando ya todos los caballos y la mayoría de los vehículos habían abandonado el "campo de batalla".  Le resulta muy difícil a este "mini" ayuntamiento encontrar colaboración.

    Creo que la justa discrepancia popular con la situación de gobierno en el pueblo (donde, como me acaban de decir en el encierro, manda un tipo a quien nadie puede ver)  no debería manifestarse obstaculizando el desarrollo de los festejos, como, según me cuentan, se impedía ayer tarde la salida del "ojo perdiz" de la plaza, o como pudiera ocurrir esta tarde.

   

    .

miércoles, 16 de agosto de 2017

LA PITADA.


   Les confieso que esta noticia la doy con cierta desgana. Ya ven que he dejado pasar un día. Ya de por sí, sin mérito del ayuntamiento, es tan entrañable el reencuentro con los villalpandinos de la diáspora, la paz y la alegría familiar, como a Belén le gusta que sea, con su marido y sus hijos, y los grandones de Gracia, los de Jesús y la saharaui adoptada en verano..., que el cuerpo me pide paz, que me fastidia hacer leña del árbol a punto de caer.

   Pero después de las expresiones (vergonzoso, bochornoso, increíble ¿quién organiza ese despropósito?...) oídas a quienes aguantaron hasta las dos de la mañana para escuchar el saludo del alcalde y el pregón de los quintos, cuando estaba anunciado a las doce, no sería fiel al espíritu de este blog en su intento de formar, si no informo de lo sucedido.

   Tomo la palabra el regidor y su "simpática" elocuencia (balbuceos y latiguillos banales), bien pronto fue acallada por el abucheo, silbidos y algún que otro "fuera, fuera".

   Una de las "quintas", Sara, hija de Elena y de Beni, comenzó a leer un pregón bonito, emotivo, bien hilvanado, no en balde tiene genes literarios de "Los Tobos", y, al poco un no sé si quinto o sexto la interrumpía con "vivas" gárrulas a destiempo, chocarrerías, groserías y obscenidades, de tan mal gusto que molestaban la educación y sensibilidad de la mayoría de los presentes. Que decían bien poco del nivel educativo y cultural del pueblo. La gente marchó escandalizada. Una señora que emigró a Barcelona muy joven, hace cincuenta años, y ha vuelto con su marido, ya jubilados, con quienes he compartido muchos recuerdos, vivencias, reflexiones en largos ratos de conversación, no entendía cómo, a estas alturas, se pudiera dar esa mala imagen del pueblo.  

     En cuanto a la pitada, teniendo en cuenta el ambiente festivo, la posibilidad de que la mayoría de quien estaba en la plaza no fueran residentes habituales, menos o nada caídos en la situación política de la villa, dado el trabajo que le cuesta a la gente del pueblo el manifestarse, debería de ser, para quien no esté sordo, algo que le hiciera reflexionar.

    En cuanto a los festejos taurinos: en los recortes, menos de media entrada; en el trasladado encierro  campero("hierro, sudor y polvo"), según Raposo, unos mil coches; él contó hasta 372 y se cansó. Intenté ver algo y me di la vuelta en el puente de "Las Zambranas". Me olvidé la mascarilla y no quise mascar limo y arcilla.

    Ayer en el toro del "vermú", también media entrada, y eso que es gratis. Por la tarde algo más de gente, pero no el petado de otros años, ni mucho menos. Esta mañana, en el del "Alba" la Solana y el soportal del ayuntamiento vacíos.

    Creo que habría que irse replanteando la fiesta. Ayer por la tarde llegó a la plaza un novillo precioso, bravo, bravo, bien empitonado, con peligro. No sé si hubo algún recorte de lejos y ni un capote. Quedó la arena desierta, como la del Sahara. ¡Pues qué juerga!. Dicen que nos estamos divirtiendo.

     Anda que si en aquellos tiempos de  "El Velas", "El Nono", los "Macacos", "Perules", "El Meco", o incluso después, cuando Josele, Grillero, Lumi,  y los cientos de mozos del pueblo hubiéramos pillado este "ganao", esta arena, esta magnífica infraestructura (a cada uno lo suyo), no hubiéramos dado espectáculo. Si es que antes había muchos actores y pocos espectadores. Si no había más que dos pequeñas garitas

     Ahora los jóvenes, y no tanto, sin dormir,  hartos de "emociones" y farras en "peñas" y demás tugurios, pasan de recortar, correr, torear. Ahora ya no tienen que demostrar valentía para gustar a las muchachas. No hay espectáculo, cunde el aburrimiento. La gente se va marchando. Y luego, con el hartazgo de toros de este año, ya verán mañana las ocho, por ej.

    De todos los modos, con más o menos, mejores o peores toros, la fiesta tiene otros muchos ingredientes, sobre todo el del retorno y la convivencia, que la hace grande.

    No fue la pitada por la organización de la fiesta, que también, sino por la situación municipal antidemocrática (con un valido que rige los destinos, incluso sin pudor en la plaza, móvil en oreja)  de la que venimos informando, por un pueblo lleno de impuestos que, cuando pasa agosto, queda muerto, por la suciedad en las calles, aunque vengan un servicio de limpieza a recoger vasos y botellas, (los contenedores de "Los Corralones" están penosos, Ahí lleva un mugriento colchón varios días.

     Si D. q. seguiremos informando.

 
                                                        -----------------------

    A las quince horas: la tradicional procesión, tan folclórica como todos los años. Si bien en éste muy disminuida de autoridades. Ni un concejal acompañaba al alcalde en la presidencia. El grandón delegado de la Junta y el Teniente de la Guardia Civil. Igual en el vino español. Esos, los de la banda y dos o tres curas.

    Parece que ya empieza a cumplirse el Reglamento Taurino, posiblemente por mi aviso unas entradas atrás, en cuanto al los Colaboradores del Director de Lidia. Hoy, del vino español, en el ayuntamiento,  ha salido un "colaborador", con el preceptivo brazalete ROJO. No se lo pierdan. No sé si lo llevará esta tarde. es un espectáculo. ¿También cobrará por ello? ¿Quien lo ha nombrado? ¿Figurará en los papeles?

     Claro que más necesario es que se identifique el Director de Lidia, Art. 13 del Reglamento con el preceptivo BRAZALETE VERDE. que para eso cobra. Y sepamos así quién es.

                         -------------------------------------------------------

     Veinte horas. Vengo de la plaza,Ya sabemos quién cobra por llevar el brazalete verde. ¿Quién iba a ser?  El de los últimos nueve o diez años. Muchas gracias por estar tan atentos a este blog. Al del brazalete rojo le dio vergüenza y no lo sacó por la tarde.

                          ------------------------------------------------------------

   Día 17: Toro del alba. Muy poca gente. No hay Director de Lidia. Contenedores desbordados y sin recoger. Basura por doquier. A dos pasos de la plaza, en la de las Angustias, un montón de bolsas en el suelo, alrededor del contenedor de vidrio. Los Corralones, de pena.
 
 

martes, 15 de agosto de 2017

ACLARACIÓN.



       Ahora, al encontrarme en "los vinos" con Miguel Ángel Feliz y su familia, y hojear el libro titulado "LA OTRA HISTORIA DE LA VILLA", caemos en la cuenta de que no aparece su nombre en el "PRÓLOGO" del que él es autor.

       Resulta que nos metimos a maquetadores Patricia y servidor, y algún gazapo se nos coló. Ruego, por tanto a quien tenga ese libro, haga el favor de escribir a mano, junto a la palabra "prólogo", o al final del mismo, MIGUEL-ÁNGEL FELIZ MARTÍNEZ.


       Para más señas, aunque sea Magistrado de la Audiencia de Cádiz, en el pueblo le conocemos como "Gelín", hijo de Luis "Melitón" y Carmen "Cerevata".


       Se lo ruego, por favor, que las personas pasamos pero los libros quedan. Y es de justicia.

VENDEMOS PIMIENTOS.


    Pues así, como lo oyen. Permitan utilice el blog también comercialmente.  Es cosa de mis hijos.

     El despacho lo haremos por la calle Silera, donde estuvo la floristería, en HORARIO DE LAS ONCE A   LA UNA, de la mañana, se entiende.

    Su precio es de CUATRO EUROS los TRES KILOS. No vendemos cantidades menores.

    Comenzaremos pasado mañana, día diecisiete de agosto.

domingo, 13 de agosto de 2017

COPIADO DE LA OPINIÓN DE HOY.



El Ayuntamiento de Villalpando reprueba las "firmas" del encierro campero

El consistorio sostiene que en el listado figuran 82 rubricas de vecinos empadronados, no 654.


   COMENTARIO: ¡Qué perra ha cogido este hombre en erigirse él solito, y Dado, en el Ayuntamiento de Villalpando..! Pero ¿cómo van "reprobar" las firmas los promotores de la recogida, que son más ayuntamiento que él? SIETE.

    Como las firmas son un plebiscito en su contra, que promueva él otra recogida de firmas en su favor.

     También podría someterse a una moción de confianza o, cuanto antes, mandar el informe de la situación que le tienen pedido de la Subdelegación del Gobierno.

     Y una advertencia: que si no consiguieron doblegarme, acallar mi justa libertad de expresión, cuando tenían todo el poderío, recurriendo incluso al insulto, la amenaza, el intento de atropello, no lo van a conseguir ahora, aunque persistan en esas actitudes a la desesperada. 

     Si no están de acuerdo con lo que escribo, pueden "ellos" escribir. Pero insultos y amenazas, ¡por favor!: no

martes, 8 de agosto de 2017

LAS FIRMAS.



       Al final de la mañana del día de hoy, la Concejala Rosa Ana Fernández del PSOE y el Concejal Luis Antonio Prieto Mazariegos del PP, entregaron las firmas que habían pedido los siete concejales contrarios al alcalde, a los vecinos de Villalpando, a fin de que el ya dichoso encierro de campo, programado para el día 14 a las diez y media, se trasladara al día 15, como toda la vida, a la misma hora.


     La respuesta no ha podido ser más positiva SEISCIENTAS CINCUENTA Y CUATRO FIRMAS se han recogido por todos los establecimientos del pueblo, a las que el alcalde, como siempre, va a poner oídos sordos.



    De todos modos, aparte de la cuestión del encierro, hemos de ver, en estas 654 firmas, una respuesta como nunca en el pueblo se había conocido, a favor de los concejales críticos y en contra del alcalde



     

lunes, 7 de agosto de 2017

EL PARTO DE LOS MONTES.



COMENTARIO AL COMUNICADO PUBLICADO HOY POR EL “AYUNTAMIENTO” SOBRE LA MODIFICACIÓN DEL ENCIERRO DE CAMPO PROGRAMADO PARA EL 14 DE AGOSTO.

            Comienza así:

            “Como en años anteriores, con motivo de las fiestas patronales de San Roque, el Ayuntamiento ha aprobado y programado la celebración de diversos espectáculos taurinos populares”.

            A lo largo del escrito la palabra Ayuntamiento aparece en nueve ocasiones: “el Ayuntamiento ha tenido conocimiento del malestar..”, “…no ha estado en el ánimo del Ayuntamiento molestar a nadie…”, “La voluntad del Ayuntamiento cuando programa los festejos…”. Así  seis veces más. La última: “De esta forma el Ayuntamiento intentará modificar la hora de este festejo, que se celebraría el día 14 de agosto, a las 18’30 horas”.

            Lo primero que se me ocurre es que este alcalde está aquejado de un delirio de grandeza comparable al del francés “Rey Sol”, Luis XIV: “L’Etat, c’est moi”, “El Estado soy yo”. En este caso: “El Ayuntamiento soy yo”,  y Dadito.

            ¿Cómo se puede decir que el Ayuntamiento, la Corporación, que la componen nueve ediles ha aprobado y programado…”, cuando en el pleno extraordinario convocado para ello, levantó la sesión sin efectuarse votación alegando que ello era de su competencia? Cuando no se ha celebrado pleno ni comisión alguna en que se trate, acuerde y apruebe el programa de festejos. Cuando siete de los nueve concejales encabezan la solicitud de firmas pidiendo el cambio del encierro campero del día 14. ¿Lo harían si lo hubieran ellos aprobado?

            ¿Por qué apelar constantemente al Ayuntamiento cuando ha excluido de cualquier prerrogativa a siete de los nueve miembros de la Corporación? Y cuando éstos se han desvinculado de cualquier responsabilidad.

            Cuando dice que “el Ayuntamiento intentará modificar la hora del festejo…”, ¿va a convocar un pleno extraordinario y urgente para ello?

            Luego, en cuanto a la legalidad, “Reglamento de Espectáculos Taurinos Populares”, en que intenta apoyarse el comunicado no se tiene en pie.

            Primero porque de forma tradicional se viene incumpliendo. Así el Art. 2º en cuanto al maltrato animal. ¿No es lo normal que las reses del encierro, acosadas y perseguidas, aparte de los caballistas, por una turba de vehículos y acaben casi siempre muertas o medio?

            El Art. 6º, que reglamenta las condiciones del encierro, se incumple en su totalidad. Como es muy largo pueden buscarlo en google.

            El Art. 13º, relativo al “Director de Lidia” ordena que éste, novillero o banderillero que reúna las condiciones físicas y legales, sea persona bien visible y reconocible, para lo que ha de portar un brazalete azul, y estar presente en todos los festejos para auxiliar, proteger, dirigir las reses, etc. ¿Ustedes han visto alguna vez al del brazalete?

            En cuanto al Art. 22 con el que pretenden justificar el encierro campero en la mañana del día 14, dice, efectivamente, en su apartado segundo: que “cuando se vayan a utilizar las reses en otro día distinto, se exigirá un nuevo reconocimiento veterinario”.

            ¡Pues ya está!: si ese es todo el requisito, pues que haya nuevo reconocimiento veterinario.

            Como ese “reconocimiento veterinario” es preceptivo, también por esa ley, antes de cada festejo. ¿Va a haber un veterinario a las tres de la mañana, a las ocho, a las trece, a las diecisiete, durante cinco días seguidos?

            Y si es por eso de la continuidad en días seguidos para tener que soltar en el encierro el día 14 por la mañana (que sería igual de "legal" por la tarde), a los toros de los recortes, ¿qué pasa con las vaquillas de la verbena del día 12? Me parece que serán las mismas del “torito” de las mujeres del día 17.

            La enorme capacidad de “cara dura” nos asombra cuando en un párrafo se afirma: “La decisión de los horarios de los festejos se tomó hace unos meses, por todos los miembros del equipo de gobierno,...”  ¡Manda nenes!

            El colofón de tanta mentira es el párrafo final, el parto de los montes, la decisión:

            “De esta forma el Ayuntamiento (insisto: ¿los nueve?) intentará modificar la hora de este  festejo, que se celebraría el día 14 de agosto, a las 18’30 horas.

            ¿En qué quedamos? El condicional me descoloca. ¿Se celebraría o se celebrará?

            ¿Para cuándo una decisión definitiva?
           
           
           





COPIADO DE LA OPINIÓN.



·         Noticias de Villalpando
Tierra de Campos
Empresarios, concejales y vecinos exigen el cambio del encierro de Villalpando
Más de 30 industriales presentan un escrito en el Ayuntamiento contra el "atropello" del festejo el día 14 y siete ediles de PP y PSOE recogen firmas
I. G. 07.08.2017 | 00:50
Descripción: Encierro campero celebrado el año pasado en Villalpando durante las fiestas de San Roque.Encierro campero celebrado el año pasado en Villalpando durante las fiestas de San Roque. Foto L. O. Z.
·         Fotos de la noticia
Villalpando está viviendo unos preliminares de las fiestas de San Roque más que agitados. Y todo por la celebración del encierro de campo el día 14 de agosto (lunes) en vez del 15, como piden muchos vecinos, industriales y comerciantes. El revuelo es tal que tanto siete concejales, tres del PP abiertamente enfrentados al alcalde del mismo partido, y los cuatro del PSOE, como empresarios locales por su lado han promovido una recogida de firmas para que el alcalde, el popular Félix González, cambie la fecha del encierro de campo al 15 de agosto, día festivo.
Más de 30 industriales, comerciantes y hosteleros han entregado un escrito en el Ayuntamiento donde afirman sentirse "perjudicados" por la celebración de los festejos en días laborales y muy especialmente por el encierro de campo el día 14 de agosto, a las 10.30 de la mañana, "hora clave para el trabajo y la actividad comercial del pueblo" precisan.
Consideran "un atropello que no se haya tenido en cuenta a la gente que estamos trabajando y que al final somos los que contribuimos a la economía local". Los empresarios argumentan que en un día laborable, víspera de dos festivos, los bancos, centro de salud, establecimientos comerciales o industrias están abiertos, por lo que el comercio "se verá afectado" porque "la gente acude al festejo en vez de hacer la compra". Apuntan además que las personas mayores y los niños "tienen miedo de salir a la calle" por el peligro de los toros sueltos a las afueras del pueblo. Y la alternativa de cerrar los negocios no es viable, puesto que "estaríamos cuatro días seguidos sin atención al público", y además afirman que los propios empresarios y sus trabajadores "tenemos derecho a disfrutar de los festejos como villalpandinos que somos".
Con todos estos argumentos los empresarios piden al alcalde "una solución alternativa que no perjudique nuestros intereses" y que pase por cambiar el día o el horario del festejo.
Por su parte las firmas que están recopilando siete de los nueve representantes que forman el Ayuntamiento (Laura Grande, Rosa Ana Fernández, José María González, Natalia Redondo, Luis Antonio Prieto, Julio Miguel Izquierdo y Doroteo Fernández) demandan igualmente el traslado del encierro de campo al 15 de agosto. Los ediles se hacen eco del "malestar" generado en el pueblo y piden al alcalde villalpandino que "tenga en cuenta a la mayoría de los vecinos".
Asimismo el PSOE de Villalpando aclara que se desvincula de toda responsabilidad en las decisiones sobre las fiestas patronales, "ya que en ningún momento hemos participado en la organización de los festejos que se han contratado", ni en ninguna comisión informativa.

Compartir en Twitter

domingo, 6 de agosto de 2017