jueves, 23 de junio de 2016

¿PUEDE HABER ALGO MÁS MEZQUINO QUE LA CALUMNIA, LA PERSECUCIÓN,. Y EL PROVECHO PERSONAL VALIÉNDOSE DE UN CARGO? Y no me refiero a Félix en este caso.



         Hoy el muy valiente ex vice alcalde  me dedica en La Opinión un montón de mentiras, repetición de todo lo que dijeron su "anónimos", y la "anónima" (por si había duda de quién era) en este blog, que ya rebatí en su momento, respecto de la ilegalidad en la construcción de nuestras viviendas, etc.  Para todas nuestras obras ha habido proyectos y licencia legales. Y todo se actualizó con la revisión catastral. Pagamos el IBI gustosos.

               En cuanto a la persecución por lo de la zanja de riego a la que hace alusión diciendo va a exigir que se cumpla la legalidad: yo he copiado el texto integro de la sentencia.  Ahí, como en todo, el legal soy yo. Ya he cumplido lo ordenado por el Juzgado al Ayuntamiento y éste a mi persona:  ampliar el escrito presentado en 24 de noviembre de 2014 y presentar planos. A partir de ahí el ayuntamiento, ateniéndose a la legalidad, puede conceder la licencia oportuna o dejarlo como está. Este señor tan autoritario, que cuando mandaba interpretaba las leyes a su antojo para perseguirme, dando lugar al juicio en el Juzgado de lo Contencioso, quien revocó ese acuerdo municipal de hacernos daño, debería conocer esa legalidad que "va a exigir"-  Que lea el art. 71 de la Ley 30/1992, de 26 de noviembre, del Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas. Y los artículos 2.2.1 a) y 3.2.4 de las Normas de Urbanismo Locales. Como ven, servidor, emplea razones, leyes, argumentos, no calumnias, insultos, amenazas y bravuconadas.

       No creo que el actual equipo de gobierno se deje manipular por quien ya nada pinta, o nada debe pintar en el ayuntamiento, por más que visite al alcalde en su domicilio, acompañado de dos acólitos, para intentar otra cacicada contra un vecino.

       En cuanto a lo de mi "imputación": ni siquiera conoce los  términos judiciales. Ahora se dice investigación. Y ya lo expliqué. El Juez ha investigado si yo, cuando informaba de la presunta ilegalidad de la plaza de tientas (es lo que pone en la placa inaugurativa)  mentía como afirmaba el Sr. Boyano en su denuncia.

      Y la Juez ha dicho que yo no mentía. Como lo he explicado muchas veces ya no lo repito. De sobra sabe todo el pueblo que para esa obra no hubo ni una simple memoria. Y si se empeña pediremos responsabilidades por ese intento de falsificación de pruebas. Puede que la testigo informe de quién la presionó para recibir esos papeles cuatro años después, aprovechando las vacaciones del Secretario y del Administrativo.

       Y eso es lo que ha dictado el auto: archivo de la causa, carpetazo.

       ¿Qué ese auto ha sido recurrido? No me preocupa. Las pruebas y los razonamientos de la Juez son tan contundentes que no temo el fallo de la Audiencia.

          Les voy a copiar el fragmento referido a la calumnia:

          "Atendiendo a los requisitos exigidos constitucionalmente  para la existencia de un delito de calumnia, en el presente caso, no puede acogerse la idea de que lo denunciado por Antonio Boyano encaje dentro de esta figura penal. Así se puede decir que por AGAPITO MODROÑO ALONSO se realizó un relato de hechos, que había constatado a través de sus investigaciones y que tenían que ver con una construcción realizada p0r el denunciante y la posible existencia de irregularidades en el expediente. Posteriormente a haber realizado estos comentarios presentó escrito solicitando información concreta y detallada, no solo del Ayuntamiento, sino que además AGAPITO MODROÑO en su persistencia de la veracidad de los hechos presentó denuncia por infracción urbanística ante la Comisión Territorial de Medio Ambiente y Urbanismo, donde se le notificó la resolución en Octubre de 2015. Por todo ello es claro la falta del elemento subjetivo de tipo penal, requisito imprescindible para la exigencia de responsabilidad penal de los hechos denunciados.

       No me extraña la apelación. Es una maniobra dilatoria. Ya sé que el Juzgado no se ha pronunciado sobre la ilegalidad de esa construcción porque ese no era el asunto. Sí, en cambio, que yo no mentía cuando dije que con una solicitud para "construcción de cercados y corraletas", sin aportar ni un solo documento, se construye una plaza de tientas, con burladeros, chiqueros, pasadizos...

        Una vez superconocido ese hecho puede cualquiera presentar denuncia ante la Fiscalía. Yo no lo voy a hacer, por más que me provoque el "ex". A él, el  "caso corraletas" ya le apartó de la política y de mandar en el pueblo.  Yo no voy a revolver más la pesca no siendo haya dimisiones y corra la lista.

        Por último, a pesar de que él hurga en mi curriculo buscando no sé qué, yo me callo todas "sus virtudes varoniles", todo su machotismo que le lleva a injuriar el santo nombre de mi madre la noche electoral, cuando supo no salían siete (hay tres testigos de ello); a amenazarme, insultarme  e intentar agredirme en la plaza, que, aunque el testigo que puse me vendiera, (otra firma bien conocida en la villa) otros cuantos lo vieron y cuentan por el pueblo cómo fue. Por último, no hace tantos días, volvió a utilizar esos adjetivos que a quien descalifican es a quien los pronuncia. Si yo me pusiera a sacar faltas, como hace él conmigo, lo que saldría... Pero no es ese mi estilo barriobajero. Y puesto a denunciar, él sí miente y difama. De mí ya ha resuelto una juez, en el auto de cinco folios que ni lo uno ni lo otro.

        Su empeño de desprestigio es vano. Todos nos conocemos en el pueblo. Por más que posea un grupúsculo de afines es "vox populi" que él,  ayuntamiento, compró la plaza de toros municipal para que toreara su hijo. Como en su momento me convenció su razonamiento de que se amortizaba con el pago del alquiler de unos años, he tenido la nobleza de no sacarlo. Pero ahora el tiempo nos ha demostrado que no es así, que una plaza de toros portátil no resiste la intemperie, que cuesta dinero su mantenimiento, que cada vez se organizan menos festejos, y cuando lo hacen pierden dinero. Y ahí nos queda ese muerto, fruto de su gestión. Además tampoco sirvió para cumplir sus fines, su sueño del niño torero..

       Y ya que habla de resultados electorales, le recuerdo que en el 2.003, la entonces Candidatura de Agapito, origen del cambio, y frente a Carmen, sacó ciento y pico votos más que la del séptimo en 2015. Ahí, en eso, se ve la aceptación por el pueblo de uno u otro. Y, por no querer traspasar las líneas rojas de lo sagrado,  me callo alguna faceta de la personalidad de este señor, pero que deje de tocarme ya las narices. Que esta guerra la empezó él cuando no fue capaz de soportar mis justas, razonadas y discretas críticas.