viernes, 23 de enero de 2015

SOBRE URBANISMO.



   POLÍTICA DE URBANISMO.

    En cualquier ayuntamiento es el área más conflictiva, y la que más decide en la vida y progreso de pueblos y ciudades También la que se prestó a los grandes casos de corrupción.

   En los tiempos de Carmen, ésta la utilizaba a su antojo como arma arrojadiza contra quienes se rebullían. A mi hijo le llegó a poner una querella criminal por desobediencia, cuando lo de la nave.

   He expuesto muchas veces mi opinión sobre el problema, recogiendo  el sentir general, y el sentido común. 

    Cuáles serían los puntos de mi programa si yo me presentara (que no) a las municipales:

1º).- Premisa fundamental: FACILITAR EN TODO LO POSIBLE LA REALIZACIÓN DE OBRAS, eliminando obligaciones:

a).- Los temidos proyectos de derribos y reformas. Reconsiderado, en contra de la opinión de persona mensajera, casi seguro profesional de la cosa, mantengo mi postura de que son innecesarios.

      No me vale el argumento de que es ley nacional, que lo dudo, pues en cada Municipio la ley suprema son sus Normas Subsidiarias de Planeamiento Urbanístico.

b).- Por supuesto que  no vale con que cada uno haga lo que le venga en gana, que ha de haber permiso y supervisión municipal de la concejalía de obras. Y todo con razones y buenas voluntades. Y si ocurre un accidente, o daños a terceros, eso lo cubriría el seguro del derribador o, incluso, del ayuntamiento.

c).- En las reformas. Lo mismo. Dejar optativo lo del proyecto. Sí, en cambio, cumplir con el PGOU.
                Supongamos, por ej., un edificio en la plaza. Comprador y vendedor se pondrían de acuerdo en el precio. Ahí se podrían asentar una familia joven, ahí podrían tener su vivienda y su puesto de trabajo, pero ante todas las trabas burocráticas, innecesarias, que cuestan mucho dinero, renuncian a la transacción. Pero si en el pueblo existen excelentes albañiles  que saben lo que hacen sin necesidad de proyectos, papel que ni miran.

                Como hay en el pueblo bastantes albañiles jubilados, siempre, como ahora, podría haber alguno en esa área. Además se evitaría el sueldo a un Arquitecto Municipal que creo innecesario en un pueblo de 1591 h., quien, en tiempos de Carmen interpretaba el PGOU a conveniencia. Así, como excusa para no dar licencia de obra de la nave de nuestro hijo, dijo que el proyecto no contemplaba la construcción de un aseo para cada sexo… En suelo rústico, donde por tanto no hay agua, desagüe, ni luz. Y menos mal que no exigió otro para los homosexuales, travestis y lesbianas.

2º.- No voy a repetir mi idea de gravamen vía IBI para casas totalmente desocupadas. Eso unido a las anteriores ideas, sí influiría para aumentar el censo, más que el cartel del balcón. Pero así, entre lo que “piden” y los papeles espantamos la vida en el pueblo.

3º.- Esta Corporación padece de normatitis, que impone sin escuchar al vecindario. Lo de cerrar a diario la plaza, triste y sola: presentamos un montón de firmas solicitando apertura, y ni se han dignado contestarnos. (Lo de la petición, por escrito y con firmas, de unos amigos de nombrarme “Cronista de la Villa”, ni puto caso. Me da igual, pero es el estilo, hasta de mala educación).

4º.- Todo lo anterior contrasta con la dejadez ante ruinas, o amenaza, que están perjudicando con sus humedades y con sus ratas, a las casas lindantes, haciendo caso omiso, a pesar de las buenas palabritas,  a las quejas de los afectados.         
       
                Deberían rebajar las exigencias, pero si para levantar una pared exigen proyecto, para una plaza de toros deberían hacer lo mismo.

                Sigue en pie mi petición de dimisión. Considero necesario reformar, sin proyecto, esta Corporación.
   


7 comentarios:

Anónimo dijo...

Tienes razón Agapito. No contestan a las peticiones. Yo tenía permiso para obra menor, pague los 20 euros. Me obligaron a hacer proyecto. Lo hice y pague de nuevo, al arquitecto y al ayuntamientos. Solicite entonces por escrito se me devolvieran los 20 euros de la obra menor y estoy esperando, el dinero o la contestación.
Conclusión: si no era obra menor tampoco me la tenían que haber cobrado. Pues eso.
PMA

Tomás Mansilla dijo...

Amigo Agapito, ya que nombras lo de cronista de Villalpando, y siendo yo el inductor, he de responderte acuerdo a mis principios, ya que fui yo el que presento dicha solicitud en el ayuntamiento de Villalpando.
Llevo un montón de años en relaciones con el ayuntamiento de aquí donde vivo, y jamás de los jamases, tardaron más allá de un mes en dar respuestas a la multitud de instancias que solicitaban en ocasiones arreglos, en ocasiones preguntas.
En esta ocasión (que no es la única) este ayuntamiento de Villalpando, hace oídos sordos a las instancias presentadas en forma, y en curso, y esa actitud viene un tanto precedida de nuestra desgana en saber del porque no responden.
Hay en la junta de Castilla y León, un organismo llamado EL DEFENSOR DEL COMUN, que viene a ser más o menos el defensor del pueblo, creo que ese es el lugar donde nuestra indefensión con el ayuntamiento de Villalpando tiene arreglo, este organismo obligará a los rectores del ayuntamiento a dar respuesta a nuestras peticiones, de no hacerlo, el informe del defensor del común lo presentan en la junta de Castilla y León, y allí le dan curso, y aplicaran las medidas que consideren oportunas.
De todas formas, y sin conocer la normativa municipal, el ayuntamiento tiene un plazo no superior a 6 meses para dar respuesta a las peticiones de los vecinos, vecinas y usuarios en general.

Ramón López dijo...


Tomás: Tú sabes que nuestra tierra es diferente al mundo donde vivimos, aquí ante alguna anomalía o arbitrariedad reclamamos ante el defensor del común o en la prensa, pero en Castilla/León, o nuestros pueblos, se cometen arbitrariedades por los que gobiernan pueblos y ciudades la gente calla como muertos, o como mucho tira la piedra y esconde la mano, como ocurre de forma vergonzosa en este estupendo medio, pero ya verás como en las próximas elecciones salen elegidos los mismos y la soberbia de estos irá, si cabe a más.

Me pregunto donde están los del P. Socialista o I. Unida o incluso Podemos o Ciudadanos, da la impresión que no existen, si realmente aspiran a algo ya se pueden mover ya que tienen poco tiempo.

Ramón.

Agapito Modroño Alonso dijo...


Más que oportuna tu pregunta Ramón. ¿DÓNDE ESTÁN LOS DEL PSOE?

Pues mira Ramón: anteayer Félix viajando con Cecilio. Sabes que este señor me agredió y fue condenado por ello. Carmen le certificó en falso, intentando cohartada, pues después de entrar en el "Majuelo" jactándose de "haber dado unas hostias a Agapito", en el juicio lo negaba, y presentó certificación de Carmen de estar a esa hora en la reunión de La Mancomunidad. (Ese fue uno de los episodios de mi lucha para poner a Félix de Alcalde). A los pocos meses, ya Félix, gracias a mí, alcalde puso a Cecilio de Presidente en la novillada de San Roque. ¡Si he tragao más sapos...!

Los actuales concejales del PSOE ni se sabe que existen. Todos sabemos el precio de esa compra.

Agapito Modroño Alonso dijo...

Los de IU aquí en Villalpando no tiene presencia.

Los de PODEMOS, sé que algún miembro del Círculo de Zamora es asiduo de mi blog. ¡Aquí tienen corte!

Los de Ciudadanos, a los que pertenezco, están conmigo, deseando saltar. Los estoy conteniendo.

Tomás Mansilla dijo...

Amigo Ramón, entiendo tu razonamiento, pero no has entendido el mío, o quizás me he expresado mal.
Yo no le reclamo nada a los partidos políticos que componen el ayuntamiento de Villalpando, primero porque ni se quienes componen dichos partidos, ni tampoco sé que partidos componen el ayuntamiento de Villalpando, se que el alcalde es del PP, y un concejal del PSOE que tiene unos perros al lado de la casa de mis padres, por lo demás, no conozco a nadie mas, además, solo les reclamo respuestas a instancias presentadas por mí, en tiempo, y en forma, oxease, instancias solicitando respuestas a mis peticiones.
Cuando nombro al Común de la junta de Castilla y León, no es porque si, lo nombro porque en cierta ocasión, yo solicité al ayuntamiento de Villalpando los presupuestos de las orquestas que habían actuado en las fiestas de San Roque, el ayuntamiento se cerró en banda, y me vino a decir que no le daba la gana dármelos.
Entonces yo recurrí al defensor del Común, de la junta de Castilla y León, el cual obligó al ayuntamiento a darme respuesta a mis peticiones, eso es lo que te he querido decir desde un principio.
Están en la obligación de dar respuestas a las instancias, pero para esas negativas existen otros caminos.
¡! Claro que conozco la idiosincrasia de los pueblos!! De los miedos, de los temores, pero también conozco las arbitrariedades de estos concejalillos del tres al cuarto, que se creen dioses, y simplemente son concejales, sin mas.
Saludos cordiales

Anónimo dijo...

Puede leer la Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común. Art 35. 37.
Un saludo