domingo, 17 de julio de 2011

LA GUERRA CIVIL EN VILLALPANDO. CAUSAS, CONSECUENCIAS.

Participé en unas Jornadas sobre la Guerra Civil, organizadas por la UNED en Zamora, en las que intervinieron en largas ponencias, los más prestigiosos historiadores; expusieron sus vivencias dolorosas, quienes la vivieron de niños y jóvenes,... Quienes habíamos realizado algún trabajo, lo presentamos, en forma de comunicación.

Todo ha sido editado en voluminoso e interesante libro.

Con motivo del 75 aniversario, me permito colgar aquí mi trabajo, que ocupa unas pocas páginas de libro tan docto.

LA GUERRA CIVIL EN VILLALPANDO. CAUSAS, CONSECUENCIAS.

INTRODUCCIÓN. Pertenezco a la generación de los hijos de los combatientes, primogénitos de los que se casaron cuando acabó la guerra. Mi nombre se lo debo a un tío que cayó en el frente de Madrid, para mi abuela, ni por Dios, ni por España.

Con la madre de ese hijo muerto, que renunció a la paga que por ello le ofrecieron, “porque no quería chupar de su sangre”, me crié, y viví hasta su fallecimiento, a finales del 62. Formaba la unidad familiar otro tío, quinto del 36, que trajo de la guerra los pulmones destrozados, y murió joven.

Mi padre, el mayor de los cuatro varones movilizados, se incorporó voluntario a la XI bandera de falange para huir del paredón, cuando detuvieron a un amigo y correligionario del P.R.R.S. del que mi abuelo fue fundador y Presidente.

En la aguardientería familiar, al calor de la alquitara, se formaban buenas tertulias de mayores, cuando yo era niño. Siempre acababan hablando, o discutiendo, pues también asistía algún combatiente del otro bando, de la republica y de la guerra.

Esas fueron mis primeras referencias. Después, muchas conversaciones con unos y otros, muchas lecturas y algo de investigación referida a Villalpando que, en síntesis, voy a exponer en esta comunicación.

SITUACIÓN SOCIAL, ECONÓMICA Y POLÍTICA: Conocer la intrahistoria de un pueblo, sirve para conocer la de una nación: ¡Quien ve su villa, ve Sevilla!. La Villa de Tierra de Campos es muy representativa de lo que era el agro de Castilla y León, de lo que era una España con un 70 % de población rural.

Villalpando, según el censo de 1930, poseía una población de 2971 h., pirámide poblacional de amplia base, dada una tasa de natalidad del 40 por mil y un promedio de vida no superior a los 50 años. El 4% de los propietarios poseían el 80 % del terreno: La dehesa, 900 has. "El Coto", 600, "El Monte de Las Pajas", deforestado, 300.

Los seis o siete mayores propietarios eran rentistas absentistas. Después de éstos existían cinco labranzas grandes de más de tres pares de mulas y tierras propias, luego toda una gradación de medianos y pequeños agricultores, la mayoría con tierras en renta que, junto a los pastores, profesionales de los oficios y comercio, constituían el 60 % de la población. El otro 40 eran jornaleros, pequeños oficios y mendigos.

Con los anteriores mimbres, el cesto de la diferente calidad de vida entre unos y otros era abismal.

La subsistencia de los jornaleros dependía de que les dieran o no jornal, que les daba para comer ese día. No existía ningún tipo de protección social: ni seguros sanitarios, ni prestaciones por desempleo, ni pensiones de vejez o incapacidad. La beneficencia municipal pagaba a un médico “para los pobres”. La Diputación prestaba auxilio en un Hospital Provincial, en un asilo y en el hospicio, para casos extremos.

Entre los obreros también existían diferencias. No era lo mismo ser “mozo de año” (aunque tenían que dormir sobre paja, en la pajera de la cuadra, junto a las mulas, para vigilar si alguna se ponía mala y para apiensarlas a media noche) que “andar a jornales sueltos”. Como la oferta era abundante, los amos seleccionaban a los que más rendían. Las jornadas eran de sol a sol, sin horarios.

A lo largo del siglo XX, debido al aumento demográfico, incluso replantadas las viñas, superada la devastación de la filoxera, la aparición de las segadoras agavilladoras, de las aventadoras, ..., fueron aumentando los brazos ociosos. Los obreros marchaban, a pie, a machacar piedra para las carreteras, a cavar los túneles de “Las Portillas”, a los Saltos del Esla, a cavar viñas en La Rioja, a segar a mano a la Tierra del Pan, a “hacer el verano a los pueblos palentinos y vallisoletanos de “Campos”, los que podían juntar el dinero emigraban a Francia o a la Argentina.

Vivían en casuchas de adobe o tapial, apretujadas unas contra otras, que de 20 metros cuadrados de solar las había; si bien con dos plantas, en las que si los muchachos crecían, pegaban con la cabeza en las tobas del techo: piso en tierra, cocina, y dos cuartos. Una puertica y dos ventanucos a la calle. ¡y nada más!, ni retrete, ni agua, ni nada. Una bombilla, y no en todas.

Tener un cacho de corral para hacer en él las necesidades, criar unas gallinas que las aprovecharan, y una coneja, alimentadas de “cogido” las camadas, suponía media supervivencia. Si había sitio para una pocilga con huésped, alimentado con la respiga, eso era un lujazo, y más cuando de la matanza se cambiaban los jamones por los mismos kilos de tocino.

Las mujeres salían al campo a apañar de todo: “respigar”en el verano, a rebusco de uvas después de las vendimias, a por “el cogido para los conejos”, a robarle a las hormigas, cavando los hormigueros, el kilo de granos que habían apañado en todo el verano, a barrer la paja que las “torbas”sacaban de las eras al camino, a por un haz de leña a la dehesa que traían en la cabeza y revendían por las casas. A espárragos silvestres: atados en haces de docena los llevaban, andando a vender al mercado de Benavente. Del prado se apañaban ababanjas para ensalada, lo malo, tener aceite; boñigas secas para la lumbre; de los barbechos cardillos y achicorias.

Como colofón a esta sucinta descripción trasladamos uno datos sacados del Libro de Actas del Ayuntamiento. Corría el año 1923.

"Jornal diario de un obrero sacando tierra del cauce del río Valderaduey, TRES PESETAS...... . “y a los que sean ancianos o no estén con todas sus aptitudes DOS pesetas CINCUENTA céntimos.
Precio de los alimentos:
Pan, pieza de dos kilos, a cincuenta céntimos kilo.
Carne de vaca sin hueso, dos pesetas veinte céntimos.
Tocino: TRES PESETAS VEINTE CÉNTIMOS.
Manteca de cerdo: CUATRO PESETAS KILO."

La cebolla era mucho más barata.

Aquel mismo año en que un jornal de pico y pala se pagaba con TRES PESETAS, o DOS CINCUENTA, el Ayuntamiento paga TRESCIENTAS PESETAS INTEGRAS al Predicador de Semana Santa y OCHENTA PESETAS POR SU ALOJAMIENTO a la Superiora de las Hijas de la Caridad.

En contraposición, los de la clase alta, los señoritos, disfrutaban de buenas casonas, buen vestido (de corbata a diario), buen alimento, buena higiene (algunos eran refinados en jabones y perfumes) las criadas le subían el agua caliente al lavabo de su habitación. Acceso a la sanidad de entonces y a la educación. Y, cuando el trabajo era tan duro, no superable físicamente por los más débiles, no trabajaban. Sus manos, su “distinguido” aspecto contrastaba con el pobre, tosco y rudo de los jornaleros. Entonces la palabra “rico” tenía verdadero significado.

Entre los de la clase media también había diferencias. Tomemos como modelo la familia labradora de par de mulas. Si las tierras eran propias ya podían “coger mozo de año” y el amo ayudar en sementera y verano. Y vivir con desahogo: casa decente, corral, pajar, cuadra, bodega. Si eran arrendadas, en todo o en parte, vivían trabajando mucho y aplastados por las rentas. Aún así, a excepción de los rapucheros (los de pareja o un burro y cuatro cachos del común en las pobres tierras del Raso), como al menos cogían pan, garbanzos y marrano para el año, eran de derechas.



¡Qué extraño fue que ante aquella situación de pobreza, de injusticia social en las oprimidas familias jornaleras calaran las ansias reivindicativas, el anhelo de justicia social, las doctrinas marxistas e, incluso, el afán de revancha.
Desde comienzo de siglo, sobre todo a partir de la visita de Pablo Iglesias, el descontento obrero comenzó a organizarse. Como las diferencias económicas y sociales eran tan grandes, las soluciones de izquierdas propiciadas abarcaban un amplio abanico. Desde las más revolucionarias, Anarquistas y Comunistas, a las más moderadas, Partido Republicano Radical Socialista, devenido a Izquierda Republicana.
Todos en Villalpando tenían organizadas y potentes asociaciones.

AGRUPACIONES LOCALES DE PARTIDO POLÍTICOS QUE SE CREARON, O YA EXISTÍAN DURANTE LA II REPÚBLICA. LOS DE IZQUIERDAS TODOS CON SEDES, AFILIADOS, JUNTAS DIRECTIVAS.

AGRUPACIÓN SOCIALISTA. Constituida en 1919.

PARTIDO COMUNISTA DE ESPAÑA. Primer radio constituido en la provincia, en 30 de octubre de 1932. Su Presidente, Salvador Allende, un jornalero agrícola, fue Candidato al Congreso por éste partido en las elecciones de 1933, y fusilado en el 36.
ANARQUISTAS DE LA CONFEDERACIÓN NACIONAL DEL TRABAJO, LA CNT. De estos fue destruida toda la documentación.

PARTIDO REPUBLICANO RADICAL SOCIALISTA, presentan la solicitud el 15 de Julio de 1931. Presidente fundador Gregorio Modroño, mi abuelo.

PARTIDOS DE DERECHAS.
De los dos mayoritarios el que más implantación tenía en Villalpando era el PARTIDO AGRARIO, puede que por la influencia personal de D. José Mª Cid, en cuya relación provincial de simpatizantes cuenta con una lista de 44 personas en esta villa. Incluidos en ellos los cinco sacerdotes. Cosa rara que no fueran más afines al Partido más católico, ACCIÓN NACIONAL. Estos, en Octubre de 1932 constituyeron su Junta Directiva.

RESULTADOS ELECTORALES. RELACIÓN DE FUERZAS DE IZQUIERDAS DERECHAS.

En las primeras elecciones, las junio de 1931, no lo podemos saber, pues concurrieron juntas izquierdas y algunas derechas en la CONJUNCIÓN REPUBLICANO SOCIALISTA.

En las de Nov 33, las derechas agrupadas en LA COALICIÓN ANTIMARXISTA, obtienen el 66 % de los votos. Sumados los resultados de los de izquierdas, dan un 36%. El centro obtiene una insignificante 2%. La abstención fue del 33%, de ésta puede que un 15 % lo fuera de abstención activa, propiciada por los Anarquistas, contrarios a la República burguesa.

En las últimas, las de Febrero del 36, tienen derecho al voto 1537 personas, teniendo en cuenta se votaba a partir de los 23 años y lo achaparrado de la pirámide poblacional, consideramos el censo superaba los 3000 habitantes. Vota el 81 % del censo. Las derechas unidas en la COALICIÓN ANTIMARXISTA, obtienen el 44,51. Las izquierdas, unidas en el FRENTE POPULAR, el 52,65.

A las derechas votaban no sólo los ricos, sino casi todos los pequeños propietarios, la mayoría de un cacho de tierra propia y el resto en renta, desoyendo el ruego de Galarza

En un mitin celebrado el 15 de enero de 1932 se detiene en la Reforma Agraria que tanto ansiaban las izquierdas del pueblo y dice: “ La tierra tiene que estar cada día en el mayor número de manos, y ésta no puede ser del hombre que vive sólo de las rentas que le produce su propiedad. Jornaleros y pequeños labradores no pueden estar enfrentados, puesto que defienden intereses comunes”.

Sí estaban enfrentados porque quien poseía un cacho de tierra, ya se consideraba de derechas. Además, aquella agricultura rudimentaria requería mucha mano de obra. Al menos para la recolección casi todos los labradores habían de coger agosteros.

Unido a ese ancestral y arraigado sentido de la propiedad, existía el sentimiento religioso, tan influyente en la sociedad rural tradicional, y la organización social, reflejados en el lema de Acción Nacional: Religión, Patria, Familia, Orden, Trabajo y Propiedad. Un riquillo de Villamayor de Campos decía estar de acuerdo con el lema pero quitando el trabajo y dándole la vuelta para establecer las prioridades: Propiedad, Orden, Familia, Patria y Religión.


GESTORA DE IZQUIERDAS.
El 13 de marzo de 1936, citada de urgencia, de forma oral y aquella misma mañana, la Corporación Municipal elegida democráticamente el 12 de abril del 31, y otros once señores, el Secretario lee el cese fulminante de todos los componentes de la misma, así como la designación de los once componentes de la Gestora que se va a encargar de la Administración del Municipio.

De los 11 concejales saliente, sólo asisten cuatro: César Álvarez Fernández, (hermano de "Las Gallegas"), Luciano López López, "El Tobo", Amós Vega Palencia y Gregorio Modroño Maestre, Teniente de Alcalde, quien, en ausencia del alcalde, nombrado dos días antes, Luis Mazo Ortega, preside la sesión y entrega el poder a la nueva Gestora. Acatan el cese, pero los tres primeros protestan, de que procediendo de elección popular se les haya destituido del cargo que ostentaban.

LA COMISIÓN GESTORA, nombrada por el Gobierno Civil, queda compuesta por la siguientes personas:

Félix Alonso Herrero, "El Roiso". PSOE.
Pedro Alonso Morales, "El Nene", PRRS.
Ambrosio de la Puente, "Cencerrilla". PRRS.
Eumenio Fernández Torices, "Tocinero". PRRS.
Macario Espinaco Pardo, "Paquete". Lo mato una vaca el año 46 en la plaza,
José Gallego Granado, "el señor José", PSOE.
Pablo Lobato González, hermano del Sr. Macario, el organista. PCE.
Esteban Martínez Alarma, "Pajalarga". PSOE.
Jerónimo Villasante Lanseros, padre de Jeromito, PSOE.
Serapio Redondo Castañón, "El Cuenco", PCE?.
Antonio García Sacristán, "El Esquilador", PSOE.



Nada más tomar posesión, uno de los gestores, se dirige a quien ostentaba la Presidencia saliente y le pregunta, ¿Que por qué no han asistido el resto de compañeros destituidos?, reflejo del clima de enfrentamiento.

Esta Comisión Gestora, en sus cuatro meses de vida, desarrolló una actividad frenética. Celebraron 33 sesiones, de todas las cuales existen actas. Días hubo de sesión en mañana y tarde.

Su preocupación fundamental, mitigar el paro obrero que significaba hambre y miseria. El mismo día de la toma de posesión matutina, celebran sesión vespertina, cuyo primer acuerdo es “petición de auxilios al Estado para dar trabajo a los obreros en la construcción de aceras” en diez calles del pueblo.

También emitir un bando “prohibiendo segar y pastar por los regatos del común de vecinos y por las praderas del Chapazal y la Redondilla”.

Realizaron todo tipo de gestiones y viajes, incluso a Madrid, a fin de conseguir presupuesto para encauzar el río Valderaduey. Ello hubiera acabado con el paro obrero, tan alto en la villa, “para que el horrible espectro del hambre no se enseñoree del humilde hogar del obrero y no llegara el aciago día en que éste no tenga un pedazo de pan que dar a sus pequeñuelos”.

En la tercera sesión celebrada tres días después acuerdan modificar el nombre de las siguientes calles: Real por calle de La Republica. Calle de la Amargura por Avenida del Primero de Mayo. Calle de San Isidro por Galán y García.

En siguientes sesiones siguieron: San Andrés por España Moderna. Santa María por Largo Caballero. Santiago Apóstol por Santiago Moreno. Santo Domingo por La Pasionaria, etc, etc..

En la cuarta sesión, justo a la semana de toma de posesión, imponen multa de dos pesetas a cinco padres “por cortar sus hijos (entonces niños, algunos vivos aún ahora) flores en el Paseo” (Así se sigue llamando el jardín municipal).

En la sesión del 12 de junio imponen otras seis multas: de 2 pts a Maruca Allende “por andar a pájaros su hijo Ovidio y tirar cantos en el jardín”. A Patrocinio Palacios “por hacer aguas mayores en el jardín su nieto Cándido Vázquez” (“Lobico”, vive en Francia. ¡Cómo se reía el pasado San Roque al recordarlo!.). Las siguientes son de diez pesetas por pastar: con ovejas, o una yegua, o quince bueyes. Esta, la de los bueyes al dueño de la dehesa, Ignacio Covaleda, el mayor terrateniente del pueblo, quien bien se desquitó unos meses después.

Para acabar con la curiosa relación de multas, la última fue al niño Leoncio Herrero “por romper una bombilla”, la mañana del mismo 18 de julio. Su padre ya no la pagó. Ese niño es el Padre Leoncio, Misionero autor de una inmensa obra social de Buenos Aires.

También acordaron bastantes prestaciones en dinero “para desplazarse el Hospital Provincial”, “para llevar al manicomio” “al asilo”, “al hospicio”.

Dedican una sesión monográfica para discutir y rebajar el precio del pan.
Expulsan del Colegio Municipal de Enseñanza a Las Hermanas de la Caridad para que fueran sustituida por Maestras del Estado.

Cesan al Secretario Municipal interino. Otro que se desquitó.

Pierden horas y horas de su trabajo sin cobrar ni un duro.

Pintado en gruesos brochazos el policromo cuadro de la actuación de la gestora, refleja cuál era la situación social, política, económica del pueblo.

El día 23 de julio fueron convocados. Asistieron los diez que estaban en el pueblo. Por orden de la nueva autoridad “civil” de la provincia, cesaron en sus cargos, de forma pacífica y civilizada. Tomaron posesión cinco personas de las diez que habían sido nombradas, componentes de la nueva Gestora de derechas. Los otros cinco parece que todavía no veían la cosa clara y no se presentaron. Como Presidente de esta Gestora fue nombrado el Presidente Local de Acción Nacional, Maximiliano Peláez Blanco. Le acompañaban: Ángel Pulido Mazo, Benigno Herrero Caramazana, Ignacio Cobaleda Gajate y Demócrito García Fernández.

De los once componentes de la Gestora de izquierdas, dos fueron fusilados, el resto sufrió prisión


CLIMA DE CRISPACIÓN SOCIAL.

Durante los años de la República, sobre todo a partir de las huelgas del 32, se vivió un clima de duro enfrentamiento entre obreros y propietarios, incluidos los pequeños. No sólo por los conflictos del trabajo, por el paro, por la miseria de las familias obreras, sino por la cuestión religiosa, por la radical concepción social de izquierdas y derechas: parejas que se unían con boda civil o sin boda, niños que no eran bautizados; por supuesto, dejar de ir a Misa, Novenas y Procesiones. Incluso oponerse a éstas.

Por directa transmisión oral y por hemeroteca conozco algunas de las peripecias de aquellos años, de las que haré escueto muestreo:

A los escasos muchachos del Arrabal que iban a Misa, los otros, les tiraban piedras.

En la procesión del “Corpus” del año 36, un grupo de mujeres apedrearon al “Santísimo”. En la procesión de “La Purísima” del año anterior, las que llevaban las andas, dejaron a la “Virgen” en el suelo y anduvieron a la greña con las manifestantes.

Mi suegra, mujer joven y guapa por aquellos años, andaba con dos o tres cuñadas, ayudando a los hombres en el atropeo de la mies de la labranza propia en una tierra junto al río. Allí llegó un grupo de obreros huelguistas y, como no les podían quitar de trabajar, ya que eran autónomos, con el pretexto de bañarse en el río, se paseaban por allí totalmente desnudos.

“El Harinero” construía una preciosa casa en el centro del pueblo. Pasó por allí un obrero de los más valientes y le dijo: ¡Quédala bonita, que ya veremos quien la estrena!.

Cuando la huelga de la primavera del 34, los mozos de Candidín, eran los únicos que salían a arar. Entrar a trabajar en esa casa suponía un seguro de vida. El amo les seguía pagando el jornal cuando caían enfermos, les daba leche,.... Cuando viejos cuidaban viñas o andaban por la casa y no les faltaba la comida. Los cuatro mozos de año miraban por la casa como si fuera propia.

Solían andar dos pares en cada tierra, a veces lejanas entre sí. Un día en que el más joven y el más viejo araban en “El Raso”, fueron a por ellos un grupo de obreros. Al más joven le hicieron todo tipo de vejaciones. Llegó llorando a casa.

A los pocos días él, dos de sus hermanos un poco mayores y otro obrero de la casa, escondieron cuchillos entre la ropa y, al acabar la hoguera de la Octava de Santa María, se apostaron a la espera de los tres cabecillas del grupo cuando regresaban a sus casas en el Arrabal. Uno pudo escapar, a dos hirieron gravemente. El más grave murió a las pocas horas. Era el Presidente de la CNT.

Al amanecer fueron encarcelados los autores. Ese día se casó, con 18 años, una hermana de mi madre. Del humilde banquete nupcial llevaron comida a los encarcelados. Mi tío Pablo fue el muchacho que les llevó la comida.

Nueve hombres jóvenes, padres de muchos hijos, acosados por el hambre a causa de la huelga, asaltaron de noche la panera de “La Maragata”. Entre todos llevaron a su casa unos mil kilos de trigo. Descubiertos, apresados y juzgados, cumplieron prisión de 2 años, 4 meses y 1 día. La esposa de uno de ellos hubo de mandar a sus cuatro niños al Hospicio. Nada podía darles de comer. A otros dos que cumplían condena en la cárcel de Burgos, cuando estalló la guerra, fueron allá gente del pueblo, y los fusilaron, o mandaron hacerlo.

“Cúchares” era un mozuelo muy atrevido. Todos los días pasaba por la puerta de D. Cayo, uno de los Curas, cantando: “Si los curas y monjas supieran/ la paliza les vamos a dar/ subirían al coro cantando / liberta, libertad, libertad”.

D. Cayo, cura fornido, de gran corazón pero algo asilvestrado, un día lo esperó tras la puerta, lo agarró por el cuello y le dio una buena tunda.

Los obreros celebraban con desfiles, discursos, bailes, canciones cada Primero de Mayo. El grupo más madrugador recorría las calles del pueblo cantando:

“Levántate obrero / pronto y con valor / que de estrella a la aurora / la revolución.
A pedir las ocho horas / y mejor jornal /hasta conseguirlo / no hemos de cesar.
Cantemos todos juntos / las glorias del trabajo / por haber abolido / la ley de los salarios.
¡Abajo el capital! / con su explotación / y arriba los obreros / todos en unión.
Miserable el obrero / que venda el voto al burgués / merezca nuestro desprecio / y no contemos con él.
¡Abajo el capital /con su explotación / y arriba los obreros / todos en unión.

.
.

.

LOS SUCESOS DE LA GUERRA.

En la tarde del domingo, 19 de julio de 1936, la mayoría de la gente, sin noticia de la sublevación, disfrutaba del asueto. Un camión con sublevados armados, procedentes de la capital, paró donde el “Coche de Línea”. Dos muchachos los desafiaron con el puño en alto. Se liaron a pegar tiros al aire y a perseguirlos. No los pillaron. Uno de ellos se refugio en esta nuestra casa, entonces de mis abuelos. Recorrieron el pueblo disparando al aire. Quizá, en un pueblo, donde había ganado el Frente Popular, pensarían encontrar resistencia. Todo el mundo se encerró en sus casas o en la que pillo más a mano de confianza, menos un deficiente, al que estuvieron a punto de liquidar.

Un pequeño grupo de anarquistas y afines, esperaban mejor ocasión. Por el Rincón de la Gloria y el Barrio de San Miguel había mucha animación, idas y venidas. Tenían noticia de la partida en tren de mineros de Asturias, engañados por Aranda, para defender Madrid.

Los de aquí, sin duda contactaron con ellos, no sé si antes o después de llegar a Benavente. Un destacamento vendría a ayudarlos a tomar el pueblo. Al caer la noche un grupo de hombres, jóvenes la mayoría, y alguna mujer, salieron a esperarlo. Desde la calle Magdalena, la última del pueblo, cruzaron la carretera de Rioseco, cogieron el camino de Barrabueyes y se apostaron en las cunetas de la Carretera de La Coruña, cerca de la "La Casilla". En el grupo había dos o tres pistolas, alguna escopeta de caza y, sobre todo, hoces, navajas y palos.

Sobre la una de la madrugada, tres coches se acercan. Los divisan cuando bajaban la "Cuesta de la Cueva". Vítores. Alegría que dura poco: no eran mineros, sino los Guardias Civiles de Benavente que huían de ellos.

A los vítores de los obreros respondieron con disparos los civiles. Hirieron a Santiago García de 19 años y a Román Mansilla de 45.

. Los restantes huyeron, menos el hermano del muchacho herido, de 17 años. Los llevan a Zamora en uno de los taxis que trajeron a los guardias. El muchacho muere desangrado en el camino, aunque en el acta de defunción aparezca como que murió en el hospital. El hombre salva. Lo curan. No sabemos si curado volvió al pueblo. En la cárcel ingresó el 1º de octubre. Consejo sumarísimo de guerra. Lo fusilan el 6 de octubre.

Cuatro de los participantes, al amanecer, huyeron a Asturias con ánimo de incorporarse al ejercito de la república.

También al caer aquella noche, mientras los jornaleros salían a la carretera, en casa de Frutos “El Quesero”, Tesorero de la Agrupación del P. Republicano Radical Socialista, se refugian varios derechistas armados que tuvieron noticia de la promesa de llegada del grupo de mineros, con la esperanza que aquel hombre de centro izquierda pudiera pararlos o dispuestos, si no, a vender cara su vida. Es de suponer, que de haber llegado los mineros, terrible hubiera sido el baño de sangre.

El día 29 de julio fueron detenidos “ en sus casas o en el trabajo ocho jóvenes por haber opuesto resistencia a las fuerzas falangistas que trataban de imponer el orden”. Heraldo de Zamora 30-julio-1936).

De ellos sólo uno, padre de familia encarcelado por confusión casi dos años, regresó volvió al pueblo.

NÚMERO TOTAL DE VÍCTIMAS DE IZQUIERDAS, LA MAYORÍA REPRESALIADOS.

A las ya dos víctimas enumeradas, pronto se fueron sumando más. En los días y meses siguientes otros veinte fueron detenidos, llevados a la cárcel de Zamora y fusilados en las tapias del Cementerio. Tres más cayeron apresados y asesinados por gentes del pueblo, en las proximidades de éste. Más los dos de Burgos: 27 VÍCTIMAS DIRECTAS DE LA REPRESIÓN.

A los anteriores hemos de sumar, como víctimas de la represión, a Abraham que pasó escondido bajo un pesebre los tres años de la guerra, hasta que enfermó y murió. Y al hermano de Paulino, "Ranillo", que se suicidó en la cárcel. VEINTINUEVE es el dato exacto de las víctimas de la represión en Villalpando.

Añadamos dos hermanos, uno desaparecido y otro muerto en combate en el bando republicano y tendremos treinta y una víctimas de izquierdas.

Atendiendo a las ordenes del General Mola de no dejar enemigos en la retaguardia, el gobernador militar las transmitía a los pueblos. Derechistas de cada pueblo elaboraban las listas de las personas a detener por la guardia civil. A veces alguno acompañaba a éstos.

El número de los que sufrieron prisión, incluida una mujer, fue mayor que el de fusilados.

El último fusilado de Villalpando lo fue el 13 de diciembre de 1936.


NÚMERO DE MUERTOS EN EL FRENTE, COMBATIENDO EN EL BANDO SUBLEVADO O NACIONAL.

-DIECISEIS. De ellos tres incorporados voluntarios. Otro más voluntario a la fuerza en una bandera de falange, para huir del paredón. Dos más de los fallecidos lo fueron, uno al intentar pasar de los republicanos a los nacionales, y otro varios meses después de pasado,. combatiendo en bando nacional.

RASGOS HUMANITARIOS.

Como no todo fue cainismo por los dos bandos, relato breves botones de muestra de generosidad en uno y otro bando.


Quintanilla del Monte. Sacaban de ocho a diez obreros en el camión. Avisaron a D. Basilio, típico cura de aldea campechano, jugador de cartas, bondadoso, querido, padre del pueblo. Se arremangó los manteos, salió corriendo, se plantó en la empedrada carreterucha delante del camión, hasta que descargaron “la mercancía” y marchó de vacio.

Manolo Núñez, labrador de par de mulas, con la mayoría de las tierras en renta. Tres muchachas y un solo hijo varón. Falangista idealista marcha voluntario el frente de Madrid. Herido, muere a los dos días, 10 de Dic del 36, en el Hospital. Lo traen a enterrar al pueblo. En el velatorio los amigos y otros falangistas, de los que quedaron en el pueblo, planean preparar aquella noche una escabechina. Todos tenían pistolas. El señor Manolo con el cadáver de su hijo de 23 años delante se planta y no los deja salir de casa¨”con la sangre de mi hijo ya es suficiente”.

Melecio Mansilla. Cuando estalló la sublevación cumplía condena en una cárcel de Madrid por lo del trigo de La Maragata. Estaba casado y tenía una hija. Puesto en libertad fue de los primeros organizadores en la defensa resistencia de Madrid. Libró a un muchacho del pueblo, a quien pilló la mili en Madrid, de las iras de otra miliciana, también del pueblo. Luego el muchacho se pasó y murió en combate. Melecio llegó a ser Teniente del Ejercito Popular. Hecho prisionero el padre del muchacho de libró de la cárcel y de.... . Regresó al pueblo. Tiene 99 años, amigo de él y de sus hijos, a mí fue el primero al que un día en el campo, contó su peripecia. Ahora me enseña con orgullo su carné militar, cuando viene al pueblo. Al enviudar y hacerse muy mayor marchó con los hijos Bilbao.

INTENTANDO DESMITIFICAR.

Leo, escucho por doquier, que los combatientes del llamado ahora bando republicano, antes rojos, defendían la democracia parlamentaria, la legalidad republicana,…. Y los antes llamados nacionales, ahora franquistas, eran los totalitarios fascistas.

Lo cierto y abrumadoramente evidente es que existían “las dos españas”, cada una con un concepto, con unas ideas totalmente distintas de organizar la sociedad: las derechas, los conservadores, defendiendo la propiedad privada, la familia, la religión, las tradiciones, los privilegios que tenían unos pocos; y las izquierdas, en su mayoría, anhelando, la revolución colectivista en la que depositaban su necesidad, sus anhelos de justicia social.

Los prohombres republicanos, demócratas, centristas, moderados de izquierda y derecha (otro error histórica que está calando es ignorar que había gente republicana de derechas): Miguel Maura, Alejandro Lerroux, Niceto Alcalá Zamora, Besteiro, Indalecio Prieto, Manuel Azaña,…., en aquella España pobre, atrasada secularmente, tan necesitada de reformas, se vieron desbordados por los extremos de siniestra y diestra. A los primeros su reformismo les parecía escaso. A los segundos excesivo.

Ya en 1932, el General Sanjurjo intenta un golpe de derechas.

En octubre de 1934, con un gobierno de Centro Derecha, surge un intento revolucionario en Asturias, que no se extendió al resto de España y que fue sofocado, por el General Franco a las ordenes del gobierno de la republica.

Vemos como en marzo de 1936, son destituidos por decreto los Ayuntamiento democráticos y reemplazados por Gestoras de Izquierdas.

Rompió la baraja el ejército derechista, con el golpe de Estado. Intentaban, en principio poner orden en aquella situación de huelgas de luchas callejeras, de tiroteos con víctimas entre derechistas, falangistas, sobre todo e izquierdistas, anarquistas principalmente. Unos clamaban por el fascismo, los otros por el comunismo o anarquismo. Se esperaba la sublevación de los "hunos" o los "hotros", dada la añeja situación de pobreza e injusticia social, los odios y el ansia de revolución, venían de lejos.

Con la contienda se radicalizaron mucho más las posturas. Todos sabían que la victoria de unos u otros traería o dictadura de derechas o de izquierdas.

¿Alguien supone que, dado el poder que adquirió el Partido Comunista, que entonces era revolucionario, que tenía en la Revolución Bolchevique del 17 su modelo, y la fuerza del anarco-sindicalismo y el sector más izquierdista, Largo Caballero, del Partido Socialista, de haber ganado la guerra, hubieran vuelto a la república parlamentaria burguesa?. Aún excluyendo de la misma a la extrema derecha sublevada?..... . Los anarquistas, en plena guerra civil implantaron su modelo colectivista en algunos pueblos de Aragón. Y los izquierdistas más moderados hubieron de convencer a los radicales de que primero ganar la guerra y luego implantar la revolución.

Pensemos en el poder que consiguieron los líderes comunistas y anarquistas en la guerra: Dolores Ibarruri, Santiago Carrillo, Durruti, (aunque no la sobrevivió), Ascaso, Modesto, Lister, “El Campesino”, Largo Caballero.

De acuerdo con algunos historiadores, discrepando con otros, pero conociendo a los protagonistas, la situación que narro de mi pueblo, igual que la de España, las izquierdas lo que querían, decían, cantaban, (y puede que cargados de razón), era “dar la vuelta a la tortilla”, la revolución proletaria, que no dudo, después de casi tres años de guerra, se hubiera implantado, de haber ganado la contienda.

Concluyo expresando mi tristeza por esa lucha fratricida. Mi desacuerdo con todos los horrores, mi piedad por todas las víctimas.

16 comentarios:

Antonio-Isidro de Caso Crespo (carrisio) dijo...

Amigo Agapito,
“El Oficio de Historiar” es proponer y mantener informados sobre la historia y cultura de nuestro pueblo, tú lo haces estupendamente a todos tus lectores del blog.

Es un lujo.

Los que escribimos de invitados en este medio, en algunos casos nos acreditamos para cubrir algún evento de interés para todos, tus grandes y propias ideas expresadas nos quedan con un orgullo desmesurado de tener en Villalpando (mi pueblico)a un hombre como tú.

Lo que más me sorprende, es que mantienes una ética propia de los grandes informadores y editorialistas.

Te agradezco tú gran trabajo, a sabiendas de que es un servicio totalmente gratuito y que quienes visitamos el blog lo hacemos con espíritu y agradecimiento al servicio y amor a tus palabras, sin tener que remunerarte.
Gracias amigo.

Anónimo dijo...

Campos
Agapito ¿Cuanto y que bien trabajas!. Tienes la cabeza muy bien amueblada, mostrando conocimiento, equilibrio y respeto en tus planteamientos.
En Villamayor, mi pueblo natal,variaron algunos hechos con respecto a Villalpando, los cuales expondré en la revista que en este se edita.
Tu pueblo y sus gentes,están (estamos) en deuda contigo, a pesar de algunos-as, por lo que un grupo que seguimos tus escritos, vamos a proponer al Ayuntamiento, te nombre a titulo honorifico: Cronista de Villalpando.

Saludos.

Ramón López.

Agapito dijo...

Amigo A-Isidro. ¿Te parece poca remuneración un mensaje tan cariñoso como el que me envías?.

Un abrazo.

Agapito dijo...

Amigo Ramón: A ti te ocurre como a tu medio paisano (su padre era de Villamayor) A-Isidro de Caso: que me tenéis mucho afecto.

Agradezco mucho las muestras de cariño de los que me mandáis mensajes y de quienes me lo dicen por la calle, sobre todo ahora, cuando regresan los emigrantes.

Un abrazo a todos.

Tomás Mansilla dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con Ramón, mereces el titulo honorifico de cronista de Villalpando, cuando vaya para ahi,habrá de solicitarlo al ayuntamiento.

Saludos cordiales.

Agapito dijo...

Os lo agradezco mucho, pero no sé si no será mejor que no le metáis a Félix en ese compromiso, aunque él, por la familiaridad, podría abstenerse y que decidiera el resto de la Corporación.

De todos los modos lo mejor y lo que más agradezco es vuestro gesto.

Un saludo.

Anónimo dijo...

Hola.
primero felicitarle por su cronica?
de la guerra civil en villalpando.
Y seguido paso a comentarle mi duda
y si es ud tan amable de ayudarme a despejarla,si puede.
mis padres son de villalpando,y leyendo su articulo en la parte que habla de rasgos humanitarios.
Sale el nombre de melecio mansilla
casado y con una hija.
seria tan amable si puede,decirme el nombre de su hija.
mi abuela se llamaba Margarita Mansilla y querria saber si puede tener algun parentesco.
Agregare su blog a mi barra de favoritos y si es tan amable me contesta por aqui.
Saludos.
Gracias de antemano.

Agapito dijo...

Dime como se llaman tus padres, y el segundo apellido de tu abuela Margarita Mansilla, y si tenía algún apodo.

Melecio Mansilla Luna vive. Cumplirá 100 años el próximo 4 de diciembre. Cuando estuvo en la guerra tenía una hija, entonces recién nacida. Está ahora en Villalpando con su marido. Después de la guerra tuvo otros cuatro hijos, dos varones y dos niñas. El más pequeño es Tomás Mansilla Fernández, del que verás frecuentes entradas en mi blog. También está aquí desde hace dos días. Ha venido cargado de libros para mí. Es un buen amigo.

Estoy deseando descubrir quién era tu abuela Margarita Mansilla, apellido muy de Villalpando.

Un saludo.

gregorio redondo dijo...

Hola de nuevo.
Vengo con informacion nueva,ya que cuando le pregunte por el señor melecio mansilla y la coincidencia con mi abuela,no habia hablado con mi madre del tema,ya que con mi padre no puedo pues murio ya hace 20 y pico años.Y ya se mas datos.
mis abuelos por parte de padre se llamaban:Gregorio Redondo Mansilla de apodo "Camorras" y Margarita Mansila Rojo "La conejo" y tuvieron
LA HUERTA GRANDE primero y luego ya de viuda tuvo LA BORRACHERA junto con mi tio ya fallecido Francisco Redondo Mansilla.
Y mis padres son Gregorio Redondo Mansilla "pirri" y Teodora Botas Diez.
y mis abuelos por parte de madre
son: Teodro Botas Barbero que tambien era de villalpando,y Pilar Diez delgado que era de Quintanilla del olmo.
Segun mi madre mi abuela Margarita Mansilla era tia del señor melecio el cual asistio a la boda de mis padres.
Mi madre me ha dicho que le de muchos recuerdos al señor melecio pues ella se acuerda de el aunque era muy joven cuando salieron del pueblo.
Sin mas un saludo y muchas gracias por su interes.
P.D seguire su blog con interes.

Agapito dijo...

Con tantos datos imposible no identificar a tu familia.

Recuerdo perfectamente a tu abuela "La Conejo". Nadie la conocía por su nombre.

A tu padre no era Pirri, como le llamábamos, sino "Pimpirri", a tu abuelo paterno no lo recuerdo.

Cuentan que cuando tu padre empezó a ir a la Catequésis para hacer la Primera Comunión, al preguntarle su nombre, dijo "Pimpirri", hijo de "Camorras" y de "La Conejo". Tu padre era algo mayor que yo. Debió nacer hacía el 37,38. Era alto y muy simpático.

Tu abuela Margarita, creo que ya viuda, emigró a la Argentina. Como allá parece no les fue bien, regresó, gracias a que recurrió a la entonces Evita Perón para que le donara el pasaje, que sería en barco, casi seguro.

Se conserva la casa de tu abuela, muy restaurada, en la Carretera de Quintanilla, casi frente a la "Puerta de Villa".

En cuanto a la familia de tu madre, ya dudo si tu abuelo se llamaba Teodoro o Pepe, Pepe "El Zapatero", o eran hermanos. Sí recuerdo a la familia de Pepe. Vivían frente al "Cubo del Palacio". Creo recordar tenían dos hijos y tres hijas. Uno de ellos el famoso "Chiqui". Estos tambíen eran Botas Díez y emigraron a Bilbao. Del apellido Díez eran los "Pedreros" que vivían aquí, procedentes de Quintanilla del Olmo. Viven Emiliano (fue peluquero, está aquí) y Félix Rodríguez Díez, "Nitro", que fue Maestro, compañero y amigo mío.

También quedan primos de tu madre en Villanueva del Campo, la famosa Esperanza Díez, y el "Títere". También creo es prima vuestra Dionisia Crespo Díez, "Carrisia".

Ya siento la temprana muerte de tu padre, "Pimpirri", te repito era simpático y gracioso. ¿Dónde vivís?.

Un saludo.

Agapito dijo...

Amigo Gregorio: Ya tengo despejadas las dudas. He estado en la tertulia de "La Puerta Villa", y llegó allí Emiliano Rodríguez Díez, primo de tu madre, y me despejó las dudas.

Sucede que yo no recuerdo a tu abuelo materno Teodoro Botas Barbero, ni a tu abuela Pilar Díez Delgado. Tampoco recuerdo a tu madre Teodora. Dile que yo soy de la familia de los aguardienteros para ver si me recuerda.

De ahí que "me fuera" al otro matrimonio de hermano y hermana, con hermana y hermano: José Díez Delgado, "Pepe el Zapatero", casado con Nicolasa Botas Barbero, hermana de Teodoro y de Paulino. Estos son los padres del "Chiqui", etc.

Tus abuelos maternos, Teodoro y Pilar vivían en una casica de "El Rincón de la Gloria".

De tu abuela Margarita, "La Conejo", sólo recuerdo a un hijo, por lo que tú dices debe ser tu padre, pues a éste, que fue con ella a la Argentina, le llamábamos "Pimpirri". Hace muchos años que marchó y no volví a verlo, pero lo recuerdo perfectamente.

Los recuerdos de tu parte a Melecio Mansilla, se los dará su hijo menor, amigo y asiduo del blog.

Un saludo.

gregorio redondo dijo...

Hola de nuevo.Sr agapito,y perdoneme la licencia pero es que ya con la confianza....jeje.
Bueno parece que ya entre ud mi madre y yo estamos despejando las dudas que tenia pero ahora la duda la tiene ud;me explico:mi abuela margarita la conejo tenia tres hijos,mi padre gregorio redondo me ratifico "pirri" mi tia ramona que se marcho a un pueblo de palencia ahora mismo no sabria decirle el nombre por que no rozamos mucho.y mi tio francisco al que llamaban "pinpirri" me imagino que por correspondencia con mi padre.
Lo que pasa es que ud es mas joven y mis padres se fueron jovenes del pueblo.Mi padre nacio en el año 1919 o sea que haria en septiembre
92 años,y mi madre va ha hacer tambien en septiembre 85;por eso ud no les recuerda y recuerda mas a mi tio el menor,por cierto ya fallecido.De la que no tengo informacion es de mi tia Ramona.
A proposito como ya le dije la relacion entre mi abuela margarita y el sr melecio es de tia y sobrino,o sea que mi padre y el eran primos carnales.Tambien le recordare a mi madre lo que me dice de si le recuerda a ud.Pero ud seria un niño,ya le he dicho su nombre y me ha dicho que no le suena pero en cuanto le diga el apodo de su familia "los aguardienteros" seguro se acuerda.
A la pregunta que me hace que donde vivimos,pues mis padres se fueron del pueblo a vivir a madrid creo,luego fueron a cataluña al valle de aran en lerida en concreto y luego a bilbao.pero ahora mi madre vive en un pueblo de burgos en una casa que tiene
alli una hermana mia,y nosotros que somos cinco hermanos vivimos un poquito desperdigados una en orense otra en valadolid dos en bilbao y yo el menor en mutriku un pueblo de guipuzkoa.
Bueno ya que estoy aqui paso a saludar como me ha dicho ud a mis recien reconocidos familiares;
Sr tomas de ud un abrazo muy cariñoso como me ha dicho ella de parte de mi madre a su padre extensible a toda su familia.
Bueno sin mas,un afectuoso saludo tambien a ud sr agapito y repito gracias por todo.

P.D.seguire su blog

Tomás Mansilla dijo...

Hola amigo Gregorio, por todo lo que cuenta aqui el amigo Agapito, tu y yo somos familia, yo soy el hijo pequeño de Melecio Mansilla, si deseas tener contacto conmigo, deja tu correo aqui.
Yo siempre conocí a tu abuela como la "tia conejo", sabia que existia parentesco, pero no sabia definir que clase de el era, mi padre apenas ve, por unas cataratas no tratadas en su tiempo ve solo un por un ojo un 30%, pero el coco lo tiene muy bien amueblado, bueno pariente, espero tus noticias.

Saludos cordiales

Agapito dijo...

¡Hola Gregorio!: ¡Pues ya tenemos despejadas todas las dudas!. Es que yo, de tu abuela Margarita Mansilla, "La Conejo", sólo conocí al hijo menor, "`Pimpirri", del que ahora me entero se llamaba Francisco. Pensé que era hijo único. Y que supuse era tu padre.

Como tu dices tus padres marcharon cuando yo era muy niño, pero la gente mayor, como Emiliano y Segundo "Relojero", sí me han dado razón de ellos.

Ahí tienes también un mensaje de Tomás Mansilla, primo segundo tuyo, que está ahora disfrutando del pueblo y que, con un poco de suerte, a lo mejor se queda, fichado como ilusionista por el Club de Jubilados.

Saludos a tu madre.

goio dijo...

Hola de nuevo,señores primo segundo tomas y agapito,respondiendo a su mensaje;
ahi les dejo mi email:
(gregorioredondo@hotmail.es)
Creo que soy mas joven que uds,pero les voy a tutear.
Tomas me gustaria que me mandarias tu tambien el email para mandarte una foto y ponernos cara por lo menos.
Alguna vez suelo pasar por Villalpando,y paramos cinco minutos,a tomar algo mas que nada por que no conozco a nadie ya y haber si coincidimos y nos saludamos.
Bueno hasta otra.
saludos.
P.D. Ah mis amigos me llaman goio.
es mas coloquial que gregorio,y menos feo jeje.

Agapito dijo...

Amigo Goyo (así se llamaba mi abuelo), haces muy bien en tutearnos. Yo seguro que soy mayor que tú, pero no así Tomás, que llegó a este mundo de casualidad, 20 o 21 años después que la hermana mayor.

Si pasas por aquí, haz por vernos.

Es normal que a nadie conozcas, pues me da la impresión que ni naciste siquiera en Villalpando. Por aquí anda un primo de tu madre, Emiliano "Nitro", del que te he hablado, igual de simpático que siempre.

Un saludo